No sé ni cómo explicar esta nueva manicura con la que me he topado de repente (sin haberlo querido ni deseado, porque tampoco hacía falta). Os aseguro que sobrepasa los límites de todo lo imaginable y eso que hemos visto de todo últimamente. Y es que darme de bruces con las Aqua Nails o también llamadas Aquarium Nails me ha dejado, cuanto menos, patidifusa y estoy segura que a vosotras también os dejará, porque aunque la foto de arriba ya os eche para atrás, hay que verlo en movimiento para entenderlo

¿A que estáis alucinando en colores? Pues sí, se trata de unas uñas que, se podría decir, que imitan un globo de nieve, por ejemplo, en las que hay líquido en el que la purpurina de dentro se oscila con el movimiento.

Puedo imaginaros a muchas de vosotras estupefactas dando al play de todos los vídeos, como a mí me pasó, pensando que no puede ser cierto, pero sí, lo es, las #aquanails o #aquariumnails aquí están…

Es ciertamente hipnótico, aunque yo me pregunto qué le lleva a una a hacerse esto, sinceramente.

Como veis los diseños a utilizar son de lo más variado, desde los más recargados e imposibles, a otros más “sencillos”, aunque creo que el adjetivo sencillo nunca se podría aplicar a esta manicura… A mí todos me horrorizan de la misma forma que si veo un payaso.

Y por último, tenemos este modelo que es el más clásico de una bola de navidad con su muñeco de nieve y todo… Estoy flipando mucho.

¿Cómo se hacen?

Lo más curioso de todo es que este horror de manicura tiene un proceso de creación bastante intrincado ya que hay que crear el “envase” con dos uñas transparentes, rellenarlo con el glitter y demás y luego inyectar el agua para que haya movimiento…

Conclusión: no sé si seré capaz de superar ésto, casi me quedo con las pompón-nails, ¡fijaos lo que os digo!…

En MujerWeb Belleza | Las Pom-Pom Nails o la nueva manicura koreana que desembarca en Instagram

En MujerWeb Belleza | Las #mirrornails vuelven con fuerza para quedarse